11 de junio de 2011

Ajedrez Atómico

Cuando la Insatisfacción produce las Variantes del Ajedrez
Para jugar Ajedrez Atómico primero debes saber jugar Ajedrez Clásico. (el occidental, pues también está el del mediano-lejano oriente que cuenta con el mismo espíritu pero es diferente en antecedentes históricos, piezas, tablero y movimientos - el chaturanga, el shatranj, el xiangqi y el Shōgi-)
Lo segundo necesario es haber agotado las emociones iniciales del Ajedrez Clásico. Llegar a ese estado en que se desea más emoción (un estado INSATISFACTORIO perfectamente tipificado en Budismo). Pues mucha gente ha llegado a ese punto y lo ha rebasado: se han creado VARIANTES DEL AJEDREZ, así se llama técnicamente a cada juego derivado del ajedrez clásico, los hay que:
  • Cambian el tablero:
    • En forma física (por ejemplo, los “cuadros” pueden tener forma hexagonal, o re-ubicar un cuadro en otro lugar a cada jugada, hay tableros en redondo y giratorios, o tienen zonas donde cambian las reglas o características del juego, etc.)

    Tablero para 3 jugadores.
    Mi hermano Gerardo y el Primo Héctor Jiménez, fiestas decembrinas de 2011.
    Ambos se confabularon y fui el primero en caer en jaque mate.


      • En dimensión metafísica (por ejemplo, al comer una pieza puede “aparecer en un mundo paralelo” –otro tablero puesto al lado- y seguir en contienda desde ahí; en otra variante pueden saltar “fuera” del tablero por un filo del mismo y “aparecer” por el filo opuesto; el Ajedrez Dragón utiliza tres tableros de 8×12 uno encima del otro, con nuevos tipos de piezas; etc.).
    • Introducen movimientos especiales:
      • En las fichas que todos conocemos.
      • En nuevas fichas (hay un gran número de variantes que usan las piezas combinadas de alfil+caballo y torre+caballo y para el caso terminan llamándose canciller, mariscal, emperatriz, etc. A la combinación de alfil y caballo (A+C) se le llama arzobispo, cardenal, janus, etc.)
    • Con fuerzas descompensadas (por ejemplo negras con 4 hileras de puros peones contra un “equipo normal” de blancas).
    • Multijugador (por ejemplo hay ajedrez para tres o cuatro jugadores).
    • Con información incompleta (un ejemplo burdo puede ser el juego “Estratego”, con fichas que dan la espalada al contrincante para que así este no sepa a qué se enfrenta hasta el último instante).
    Toda esta información ampliada y profundizada se puede encontrar de golpe, obviamente, en la Wikipedia.
    Extravagancia
    La combinación de unas y otras características puede ser literalmente INFINITA, y en la actualidad quienes saben de esto han estimado unas 2,000 VARIANTES más o menos oficiales o reconocidas (según un sr. David Pritchard).
    La mayoría adquieren nombres extravagantes como (abreviaré la palabra ajedrez con una “A.”): A. hexagonal de Glinski, A. transcendental, A. de Alicia, A. cilíndrico, A. volador, A. Infinito, A. Millenium, A. Tridimensional, A. de Andernach, A. del manicomio. A. sin jaques, A. extinción, A. de colores, A. monocromático, A. fantasma, A. rifle, A. de los Caballeros Jedi, A. Knightmare, A. síncrono, A. con espía, A. progresivo, A. Kung-fu, A. omega, A. mutante de bolsillo, A. antirrey, A. gótico… en fin, que ya me cansé del copy+paste, pero quedó establecido que se agrega exuberancia, pasión y extravagancia a un juego que de cotidiano es formal, seco, concentrado, “cuadrado”.
    Por qué elegí el Ajedrez Atómico
    Quería un juego de tablero que pudiera desarrollar con las piezas y tablero que ya tenía, así que después de analizar las variantes ya expuestas me di cuenta que todos aquellos con nuevas piezas y/o cambio de tablero quedaban excluidas. Me concentré en las que aportaban nuevas reglas, no tenían que ser reglas muy extravagantes, ni difíciles de memorizar o aprender o entender, solo debían darle un giro interesante al ajedrez clásico.
    Pues me encontré con el A. Atómico, con unas reglas pasmosamente sencillas y mucho juego:
    • Cuando una pieza come a otra pieza, ambas estallarán en la casilla del que fue comido, esta explosión abarca todos los cuadros del primer perímetro (es decir se forma un cuadrado de 3x3 casillas con centro en la pieza comida-explotada), así que las piezas (amigas o no) que estén dentro del perímetro también desaparecen (no estallan a su vez) del juego.
    • La única excepción a la regla de explosión atómica en perímetro son los peones. Los peones sí pueden ser comidos-explotados, pero son inmunes a la explosión de perímetro de otras piezas.
    • Por lo demás, todas las piezas se mueven y comen exactamente igual.
    Eso es todo, bueno, no: los reyes pueden encontrarse uno al lado del otro sin que sea una jugada ilegal (si se abalanzaran contra el rey enemigo explotarían simultáneamente con él y se perdería el juego por default).
    Si se cuenta con un tablero de ajedrez convencional en la casa, pues se está en condiciones de jugar A. Atómico.
    Sabor del Juego
    Se parece suficiente al ajedrez clásico para ser un digno heredero de éste, y sin embargo la dinámica de juego es MUCHO más rápida, más sorpresiva y ligera (lo que hoy llamaríamos light) sin llegar a ser ñoña.
    Permite “ecualizar”, igualar jugadores de muy diferentes experiencias y conocimientos ajedrecísticos. Alguien con mucha experiencia en ajedrez clásico puede verse sorprendido por una jugada maestra y… listo jaque mate. Este juego es casi siempre SORPRESIVO.
    Al ser de menor duración cada juego permite la revancha y contra-revancha de manera cómoda en la vida ajetreada (sin tiempo y llena de stress, a las prisas) de la actualidad.
    Políticamente Correcto
    Uno de mis hermanos, acabando de jugar este tipo de ajedrez, comentó que él le hubiera puesto “Ajedrez Talibán” o “Ajedrez Terrorista”, pues el juego evoca con mucho a un terrorista con un chaleco-bomba que se abalanza sobre la gente y se auto-inmola con ella. Pudiera ser, pero un título así sería políticamente incorrecto y las cosas en la actualidad no están para suspicacias: como chisme les comento que el fin de semana el equipo de futbol “América” perdió una semifinal de liguilla e inmediatamente apareció como noticia en las redes de Twitter con frases “AdiosAmerica”, “AmericaCae”, y notas semejantes, entonces las computadoras gringas (estadounidenses) detectaron la palabra America focalizada y usada por fuera del promedio e inmediatamente dieron la “alerta” como si fuera uno o varios comunicados entre “posibles terroristas”, a lo menos ante sus ojos el asunto era “sospechoso”. Así están las cosas…
    Mejor que siga como “Ajedrez Atómico”.

    Post Data

    Si desean saber cómo se clasifican los juegos ahora, su evolución y cómo y cuándo me inmiscuí en estos asuntos, vean otra de mis entradas de blog: "Así me inicie en los juegos de tablero".

    ___________________________________________________________

    1 comentario:

    1. Acá más extravagancias en el ajedrez:

      -Ajedrez Imaginario
      -Ajedrez existencialista
      -El Círculo de la Muerte Asesina
      -Ajedrez Cubista
      -Ajedrez Roger Waters

      Hasta ajedrez travesti. Todos ellos los pueden ver en:

      http://narcotraficodeorganos.blogspot.mx/2011/06/nuevo-tratado-general-de-ajedrez.html

      ResponderEliminar

    El comentario podría tardar en aparecer, incluso días.